sobre aclaraciones y los ensayos de virginia sobre las mujeres y la literatura...

jueves, en el despacho y durmiéndome por los rincones...


es curioso como la responsabilidad quita el sueño... estos días de jefecilla me he levantado a mi hora, y he bajado a trabajar cinco minutos antes para ir abriendo y poniendo todo en marcha... y ha sido saber que el jefe había vuelto y llegar tarde a trabajar (apenas cinco minutos de nada); nada como la tranquilidad para recuperar el sueño...


y aprovecho para aclarar que al jefe lo quiero... que me doy cuenta que tecleo dando cosas por supuestas (cinco años tecleando por estos lares, es lo que tiene) y se me olvida aclarar posibles malosentendidos... así que diré que el jefe del que tanto hablo es mi padre (mi papi) pero que como hace años, cuando empezamos a trabajar juntos, tuve que buscar una manera de llamarle, ya que pasarle una llamada a "mi papi", la verdad es que quedaba muy poco profesional, pues me refiero a él como "jefe" en horario laboral...


aclarado este punto, aclaro también que mis problemas laborales nada tienen que ver con él... que me quejo cuando me toca ser "jefecilla" (el término es de él) pero por otros motivos... y que si alguien trabaja en esta empresa mas que nadie, es él... te lo digo yo que sé a que hora entra a trabajar (siempre antes que los demás) y a qué hora se va (bastante mas tarde que el resto)... es lo que tiene vivir al lado...





aclarado este punto, déjame que te hable de una preciosidad de libro que estuve leyendo la semana pasada... el título es las mujeres y la literatura, libro editado por la lumen en los años ochenta, que reune algunos de los ensayos de virginia woolf alrededor de dicho tema...


y aunque si bien es cierto que muchos de los ensayos ya los había leido (algunos en el lector común, otros en la muerte de la polilla) ya sabes que si leer me encanta, me encanta también releer... y admito que a virginia no me canso de releerla...


y en estos ensayos la woolf nos habla de las mujeres y la literatura, las mujeres y el ocio, la condición intelectual de la mujer, los hombres y mujeres, las mujeres novelistas y de indiscreciones... y también nos hablar de escritoras como la duquesa de newcastle, aphra behn (a la que descubrí por otro de sus ensayos), eliza haywood, mary wollstonecraft (y sus vindicaciones), jane austen (de la que voy a tener que buscar sus primeras obras), las hermanas brontë (y la peregrinación de la propia virginia a haworth), elizabeth b. browning (y de su aurora leight, que no encuentro traducida), la señora gaskell (a la que leí por primera vez por el principio del cuarto propio), george eliot (y sus mediados de marzo), christina rossetti (y esa anécdota que me ha llegado al alma), ella wheeler wilcox y katherine mansfield (de la que nos habla con la excusa de la publicación de sus diarios), entre otras...


y me vas a dejar que te copie aquí el porqué cree la woolf que las mujeres triunfaron en la literatura antes de triunfar en otras profesiones...








por diez chelines y seis peniques se puede comprar el papel suficiente para escribir todas las obras de shakespeare, siempre y cuando se tenga la mente dispuesta para ello. el escritor no necesita pianos y modelos, parís, viena, berlín, protectores y protegidas. la baratura del papel para escribir es, desde luego, la razón por la que las mujeres han triunfado en la literatura antes de triunfar en otras profesiones.

virginia woolf (profesiones para la mujer)

 


una maravilla, siempre, leer (y releer) a virginia woolf...

No hay comentarios:

Publicar un comentario